lunes 19 de noviembre de 2018 - Edición Nº377
Diputados Bonaerenses » Nación » 11 feb 2018

En Lanús y Quilmes

Efecto Chocobar: ya son dos los policías que mataron a delincuentes en el Conurbano

El último hecho sucedió el viernes por la noche cuando una agente de civil asesinó de un disparo en la cabeza a un hombre que habría intentado robarle el auto. Durante la semana un miembro del Grupo Halcón acabó con la vida de un joven de 18 años.


Al mismo tiempo que la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, busca legitimar, en su gira por Washington, el cambio de doctrina para las fuerzas policiales se produjo el segundo asesinato violento de un delincuente por parte de un uniformado en el Conurbano bonaerense en la última semana.

Para la oposición, parte de la Justicia y organizaciones de Derechos Humanos, se trata de sólo el comienzo del “efecto Chocobar”, desatado a partir de que el presidente Mauricio Macri recibiera en la Casa Rosada a Luis Chocobar, el policía que mató por la espalda a un joven delincuente en el barrio porteño de la Boca.

El último hecho sucedió el viernes por la noche en Lanús, cuando una policía de la Ciudad de Buenos Aires que se encontraba de franco asesinó de un disparo en la cabeza a un joven de 21 años que habría intentado robarle el auto.

Según informaron fuentes policiales, al llegar al cruce de las calles Warnes y Loma Valentina, Claudia Verónica Díaz, que está embarazada y se encontraba de civil, fue interceptada por tres jóvenes armados que intentaron robarle el rodado.

Fue entonces que la oficial se resistió al asalto y extrajo su arma reglamentaria Bersa Thunder y le realizó un disparo en la cabeza a uno de los delincuentes, identificado como Lucas Ezequiel Acevedo, en tanto los otros asaltantes escaparon del lugar, señalaron los voceros.

El otro caso se produjo en Quilmes en la madrugada del martes seis de febrero cuando un policía de la fuerza especial Grupo Halcón le disparó al menos cinco disparos a Fabián Ezequiel Enrique, que habría intentado robarle.

De los cincos proyectiles dos impactaron en la espalda del joven de 18 años  y uno en su pierna. Lo encontraron tirado sin vida en una de las calles de Villa los Eucaliptos de la localidad bonaerense.

"El policía se bajó del auto y lo acribilló. Mi hijo no le robó nada y, aunque lo hubiese hecho, tampoco podía pegarle tiros por la espalda”, manifestó luego del hecho el padre del joven.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS