viernes, enero 28, 2022

Grave: matan a puñaladas a un hombre porque se negó a que estacionen en su garaje

El hecho ocurrió el martes pasado y por el crimen detuvieron a un sospechoso que, hasta el momento, se negó a declarar.

Categorías:

Un hombre de 44 años fue asesinado a puñaladas tras una discusión porque una remisería estacionaba sus vehículos en la entrada de su garaje en el partido bonaerense de La Matanza y por el crimen detuvieron a un sospechoso.

El hecho ocurrió el martes último, alrededor de las 20.40, en Soldado Sosa y Ruíz de los Llanos, en la localidad de Gregorio de Laferrere, donde vivía la víctima, identificada como Javier "Rancho" Guaraschi.

- Publicidad -

En ese sentido, el hecho se desencadenó cuando el hombre le pidió a un remisero de una agencia de la cuadra que sacara su auto que estaba estacionado en la entrada a su garaje.

Tras retirarlo, Guaraschi colocó unos tachos para que nadie pudiera dejar los vehículos allí, por lo que luego comenzó una discusión porque otro de los conductores le cuestionó esa actitud que derivó en una pelea a golpes de puño.

"Le muestra tres veces el cuchillo a mi hermano, sale mi papá y le dice 'guardá eso que voy a llamar a la Policía', bajan y pelean sin cuchillo, la hija de Carlos (el atacante) viene corriendo y lo tira a mi papá al suelo", relató la hermana de Guaraschi, Rocío.

Instantes después, el hijo del remisero llegó a bordo de un auto y tras descender le dio al menos una puñalada a la víctima, quien cayó desvanecido y fue trasladado a un hospital de la zona pero ingresó fallecido a raíz de las lesiones.

- Publicidad -

"En las cámaras de seguridad se ve muy claro que el asesino de remera negra, baja, apuñala a mi hermano y con disimulo se sube al auto y se va", aseguró la mujer en declaraciones televisivas.

En tanto, el personal policial, alertado por el crimen, arribó al lugar de los hechos para constatar lo que sucedía y, tras identificar al sospechoso, inició un operativo que terminó con su detención.

De esta manera, el acusado, identificado como Carlos Antonio Ibáñez (43), se negó a declarar ante el fiscal de la causa, Marcos Borghi, quien inició una causa en su contra caratulada como "homicidio simple".

 

 

Por otro lado, familiares y amigos del fallecido, se concentraron con carteles y fotos de Guaraschi en la puerta de su domicilio para pedir justicia y la detención del padre del imputado que había iniciado la pelea.

"Directamente bajaron violentos a pegar y a hacer lo que hicieron, nosotros queremos justicia porque esto no puede quedar así, hay un asesino suelto que es del barrio y quiero que esté preso", añadió la hermana de la víctima.

Al respecto, la madre de Guaraschi, Elba, sostuvo que toda la familia del acusado es "cómplice y mala gente" y que el asesino lo atacó "por la espalda".

Más Leídas

Destacadas