miércoles, febrero 1, 2023

Juicio por Fernando Báez Sosa: uno de los rugbiers sobreseídos apuntó contra Máximo Thomsen

Juan Pedro Guarino, uno de los dos rubgiers sobreseídos en la causa, declaro en la onceava jornada del juicio por Fernando Báez Sosa.

Categorías:

En la tercera semana del juicio por Fernando Báez Sosa, uno de los dos jóvenes que fueron imputados por el crimen y luego sobreseídos, Juan Pedro Guarino, declaró como testigo de la causa y aseguró que no vio los golpes que sus amigos le dieron a la víctima, pero sí a Máximo Thomsen “al lado de un chico tirado”, quien resultó ser la víctima, tal cual se enteró al día siguiente.

Cuando vi eso no lo pude creer, me enojó muchísimo y me fui para el lado de la casa”, afirmó Juan Pedro Guarino en su declaración en la onceava audiencia del juicio por Fernando Báez Sosa ante el Tribunal Oral en lo Criminal N°1 de Dolores.

- Publicidad -

Cabe destacar que, el jóven sobreseído estaba de vacaciones con los ocho acusados y había salido al boliche Le Brique con ellos. En la madrugada del 18 de enero de 2020, el joven vio dentro del local a Thomsen y Matías Benicelli, dos de los acusados, pelear con un chico y cuando se acercó, la seguridad del lugar sacó a sus amigos.

Ante esa situación, Guarino decidió salir por su cuenta para no quedarse solo. “Vi a Máximo al lado de un chico tirado. Me imaginé que se estaban peleando de vuelta, y ya cansado, me fui, porque habíamos ido de vacaciones a pasarla bien. Ellos ya se habían peleado en otras ocasiones“, señaló ante los magistrados.

El abogado de la familia de Fernando Báez Sosa, Fernando Burlando, le preguntó a Guarino si tras el incidente había ido a comer al McDonald’s del centro de Villa Gesell y este expresó que fue con Luciano Pertossi, uno de los acusados, pero que no habló sobre lo que había pasado unos minutos antes del hecho. 

A partir de las preguntas, el primer testigo de la onceava jornada del juicio por Fernando Báez Sosa, sostuvo que se enteró de la muerte del chico “a la tarde”, cuando ya estaban “con los precintos” porque “lo dijo un policía”.

El rugbier sobreseído sostuvo que a la salida del boliche vio a Máximo Thomsen "al lado de un chico tirado".
El rugbier sobreseído sostuvo que a la salida del boliche vio a Máximo Thomsen “al lado de un chico tirado”.
- Publicidad -

Sigo teniendo tristeza, enojo, dolor, no poder creerlo“, indicó el joven de Zarate. Desde el inicio del juicio, Guarino no fue mencionado por ningún testigo, aunque fue reconocido por distintos peritajes de video como parte del grupo expulsado del boliche Le Brique de Villa Gesell.

Es muy doloroso para mí, para la familia de Fernando. Con lo que yo intenté ayudar hoy, quiero que la familia pueda encontrar un poco de paz. Quiero que ellos se hagan cargo de lo que hicieron”, concluyó Guarino, en referencia a los ocho rugbiers acusados por el crimen de Fernando Báez Sosa.

Luego del testimonio de Guarino, la audiencia por el juicio por Fernando Báez Sosa continuará con el testimonio de Alejo Milanesi, el otro joven que integraba el grupo de los imputados y que fue sobreseído por falta de mérito el 10 de febrero de 2020.

Tanto Guarino, como Milanesi, fueron detenidos junto a los otros ocho acusados, en el allanamiento realizado en la mañana del 18 de enero en la vivienda en la que veraneaban en Gesell, e imputados como “partícipes necesarios” por el delito de “homicidio agravado por el concurso premeditado de dos o más personas”.

Ambos permanecieron alojados junto a los otros ocho imputados en la comisaría Primera de Pinamar, hasta que el 29 de enero fueron trasladados junto a ellos a la alcaidía de la Unidad Penitenciaria de Dolores.

Tras participar en una serie de ruedas de reconocimiento y no ser identificados por ninguno de los testigos que intervinieron, la fiscal que llevó adelante la investigación, Verónica Zamboni, titular de la Unidad Funcional de Instrucción 6 de Villa Gesell, solicitó su excarcelación al pedir la prisión preventiva del resto del grupo.

Más Leídas

Destacadas

Participá con tu comentario