lunes, enero 17, 2022

La ONU pide un impuesto a los ricos que aumentaron su fortuna en la pandemia

El Secretario General de la entidad internacional instó a los países miembro a iniciar un proyecto similar al que se sancionó en diciembre pasado en Argentina.

Categorías:

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, instó a los países a establecer un "impuesto solidario" para las personas más ricas del mundo que  vieron aumentar sus patrimonios en US$5 billones durante la pandemia.

En esa línea, el referente de la entidad internacional redobló la apuesta y recordó el reclamo por un acceso más equitativo a vacunas contra el coronavirus, que hoy dependen de la producción de unos pocos países y laboratorios privados.

- Publicidad -

“Insto a los gobiernos a que consideren la posibilidad de aplicar un impuesto de solidaridad o sobre la riqueza a quienes se beneficiaron durante la pandemia, para reducir las desigualdades extremas”, expresó el máximo responsable de la ONU.

Así lo aseguró Guterres al intervenir en el Foro del Consejo Económico y Social sobre la Financiación para el Desarrollo, del que participó el organismo y que tuvo como principal tema de debate el impacto de la pandemia en la vida productiva de los países.

En relación a la crisis que provoca el endeudamiento en muchas de las naciones miembro de la ONU, el Secretario General propuso su suspensión y aligeramiento, así como la concesión de liquidez a los países que la necesiten.

En ese marco, Guterres añadió que "tenemos que ir más allá del aligeramiento" e instó a reforzar "la arquitectura de la deuda internacional para acabar con los letales ciclos de oleadas de deuda, de crisis de deuda global y de décadas perdidas".

- Publicidad -

Otra de las acciones prioritarias que propuso el funcionario del organismo fue invertir en un nuevo contrato social, basado en la solidaridad y las inversiones en educación, los empleos decentes y ecológicos.

También solicitó pensar dicha propuesta bajo la meta de la protección social y los sistemas de salud que formarían "la base del desarrollo sostenible e inclusivo" en un mundo azotado por el coronavirus y la pobreza.

"Este Foro debe proporcionar ambición e impulso, para financiar un futuro resistente, inclusivo, equitativo y sostenible para todos", expresó el Secretario General de la ONU al respecto.

 

 

Por lo mismo, Guterres remarcó que "se necesita un cambio de paradigma que permita alinear al sector privado con las metas globales para hacer frente a los retos futuros, incluidos los provocados por el coronavirus".

Además, el dirigente de la ONU llamó a cerrar la brecha de financiación del mecanismo Covax, que cuenta con el apoyo del organismo, y busca inyectar dos mil millones de dosis de la vacuna contra el coronavirus.

"Para acabar de una vez por todas con la pandemia necesitamos un acceso equitativo a las vacunas para todos, en todas partes", concluyó Guterres sobre el proyecto Covax, que beneficiaría a una cuarta parte de la población de los países más pobres para finales de 2021.

 

 

Por la crisis sanitaria que causó el coronavirus, la propuesta de Guterres llega en un contexto en el que se registraron durante 2020 los niveles de pobreza y de caída económica más importantes en el mundo.

Cabe destacar que durante 2020, el Gobierno argentino impulsó el proyecto de ley de Aporte Solidario y Extraordinario, sancionado por el Congreso en diciembre pasado, y que significaba unos US$3.000 millones para solventar los esfuerzos para contener la pandemia.

 

 

En ese contexto, la iniciativa de Guterres halla en la experiencia argentina un antecedente a su propuesta, que en el país implicó un tributo por única vez para la población que tuviera un patrimonio mayor a $200 millones.

Tras su sanción, el Aporte Solidario alcanzó a más de 12 mil personas en el país, y se espera que lo recaudado sirva para pagar suministros médicos y financiar la ayuda estatal en medio de la pandemia del coronavirus.

Más Leídas

Destacadas