miércoles 25 de noviembre de 2020 - Edición Nº1114
Diputados Bonaerenses » Provincia » 30 jun 2020

Espionaje ilegal

Kicillof rompió el silencio: "En provincia también hubo espionaje para humillar opositores"

El Gobernador bonaerense reconoció que “no esperaba nunca que después de la dictadura militar se repitieran cosas similares”.


El Gobernador bonaerense, Axel Kicillof, rompió el silencio y por primera vez habló de las presuntas redes de espionaje ilegal que habrían operado durante los gobiernos de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal.

“En la provincia también hubo hechos de espionajes para desprestigiar, perseguir y humillar a opositores políticos que están saliendo a la luz", sostuvo el primer mandatario bonaerense.

 

 

La frase de Kicillof hace referencia a la causa que se tramita en la justicia bonaerense que investiga el supuesto espionaje funcionarios, jueces y policías por parte de Asuntos Internos, por esos días a cargo de Guillermo Berra.  

Tal como publicó Diputados Bonaerenses, en las últimas horas se postergó la declaración indagatoria de Berra, un estrecho colaborador de Vidal desde su gestión en el Gobierno porteño.  

 

 

En esa línea, marcó que, “como dijo el Presidente (Alberto Fernández), hay que decir nunca más a eso". “No esperaba nunca que después de la dictadura militar se repitieran cosas similares", se sinceró Kicillof.

El Gobernador sostuvo que "no esperábamos esta densidad y voracidad en términos de estar persiguiendo opositores y esperamos que actúe de manera independiente la justicia".

"Quiero que se esclarezca, que, de todo corazón, esta gente que está siendo acusada tenga derecho a defenderse, que se respeten sus derechos y garantías, no como ellos hicieron los últimos cuatro años", disparó Kicillof.

 

 

En tanto, también se refirió al expediente que lleva adelante el juez federal de Lomas de Zamora Federico Villena y señaló que una de las espiadas "es Verónica (Magario), que ya se puso a disposición para todo lo que se necesite".

En la política bonaerense también hizo ruido la denuncia del fiscal general de Lomas de Zamora, Enrique Ferrari, contra el Procurador General de la provincia de Buenos Aires, Julio Conte Grand.

La acusación es por el presunto armado de causas contra dirigentes políticos y gremiales a través de una UFI de Delitos Complejos, un hecho por el cual ya había sido apuntado anteriormente el Procurador.

 

 

"Políticamente es muy claro, uno oye hablar de una mesa judicial donde estaba aparentemente el propio expresidente (Mauricio Macri), sus ministros, importantes figuras gubernamentales y no gubernamentales", evaluó.

"Habrá que deslindar responsabilidades judiciales para desarticular el sistema, dejarlo expuesto y que la sociedad se pronuncie", dijo sobre el conjunto de causas que avanzan en la Justicia.

Párrafo seguido, aclaró que "una cosa es el arreglo político, te puede gustar o no lo que uno hace, y otra cosa es el armado (de causas) para desprestigiar, perseguir, humillar, como el caso del Memorándum de Irán.

 

 

"Y lo digo con todo el dolor que me produce la muerte de (el ex canciller) Héctor Timerman", cerró el mandatario que también aseguró fue objeto de causas armadas "todo humo, lawfare, buscando resultados políticos y electorales".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS