miércoles 23 de junio de 2021 - Edición Nº1324
Diputados Bonaerenses » Nación » 3 mar 2021

Boletín oficial

Promulgan la ley que establece que la deuda externa debe ser autorizada por el Congreso

La norma de fortalecimiento de la sostenibilidad de la deuda pública también prohíbe destinar esos préstamos a gastos primarios corrientes.


El Gobierno nacional promulgó hoy la ley 27.612, de Fortalecimiento de la Sostenibilidad de la Deuda Pública, que establece, entre otros puntos, que el endeudamiento en moneda extranjera bajo ley extranjera, y con prórroga de jurisdicción, requerirá autorización del Congreso de la Nación.

Por medio del decreto 131, publicado en el Boletín Oficial y firmado por el presidente Alberto Fernández; el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y el ministro de Economía, Martín Guzmán, la nueva normativa, prevé que los acuerdos con el Fondo Monetario Internacional (FMI) deberán ser aprobados por el Parlamento.

"Esta ley cuida a nuestra Argentina. Desde hoy, todo acuerdo con el FMI o endeudamiento externo con títulos públicos deberá ser aprobado por el Congreso y debatido de frente a la sociedad. Evitar las crisis de deuda que condicionan el futuro de nuestra gente es política de Estado", había sostenido el ministro Guzmán tras la aprobación de la norma.

La Cámara de Diputados de la Nación convirtió en ley el proyecto el 11 de febrero pasado con el respaldo de 233 votos que fueron aportados por el del Frente de Todos, Juntos por el Cambio, los interbloques Federal, el Movimiento Popular Neuquino, y Acción Federal, en tanto que los dos monobloques de izquierda rechazaron la propuesta.

Entre los fundamentos de la ley, se afirmó que permitirá fortalecer el rol institucional del Congreso en la definición y autorización de las políticas de endeudamiento público nacional en moneda extranjera y bajo jurisdicción externa, y en la aprobación de toda operación de crédito público y/o programa de financiamiento con el FMI.

Además, reforzará los mecanismos institucionales que garanticen que el mantenimiento de la sostenibilidad de la deuda pública, así como la ejecución de planes de estabilización macroeconómica por plazos que exceden un período de gobierno, sean políticas de Estado.

A su vez, la nueva ley permitirá una mayor transparencia en los criterios en los que las políticas de endeudamiento externo se fundan. “Se podrá construir colectivamente condiciones para que la Argentina transite un sendero de estabilidad de mediano y largo plazo que potencie las oportunidades”, explicó Guzmán.

Durante su tratamiento en el Senado de la Nación, se agregó una cláusula que prohíbe destinar esos préstamos a gastos primarios corrientes (es decir, aquellos que no tienen como contrapartida una creación de activos como los gastos de capital); punto que generó rispideces entre oficialismo y oposición.

Durante el debate en la Cámara baja la diputada y economista Fernanda Vallejos, afirmó que si esta ley hubiera estado vigente en 2018, el endeudamiento con el FMI “no hubiera avanzado” porque “debería haber atravesado el tratamiento parlamentario y hubiese sido aprobado o desechado”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS