miércoles 24 de abril de 2019 - Edición Nº533
Diputados Bonaerenses » Legislatura » 15 abr 2019

Legislatura bonaerense

Una aclaración que oscurece II: si los senadores se sienten espiados ¿por qué no denuncian?

Con el paso de las horas la afirmación del presidente del bloque Cambiemos en la Cámara alta Roberto Costa sigue despertando preguntas.


Tal como informó Diputados Bonaerenses, este jueves el presidente del bloque Cambiemos en el Senado, Roberto Costa, incurrió en una seguidilla de enredos a la hora de argumentar el rechazo al pedido de interpelación del ministro de Seguridad Cristian Ritondo por los casos de espionajes en la provincia.  

El legislador de Escobar sombreó todavía más la compleja trama donde emergen fiscales aliados con extorsionadores, espías arrepentidos, escuchas ilegales, jueces que reciben coimas y expolicías exonerados de La Bonaerense envueltos en graves sospechas.

Ligero de ropas, Costa aseguró en plena sesión de la Cámara alta que “todos nos sentimos espiados en la Argentina”, que “no hay quien no sienta que cuando está hablando por teléfono lo están escuchando” y admitió "preocupaciones" por los posibles espionajes a la propia María Eugenia Vidal.

En este sentido, vale detenerse en el verbo “sentir” que usó el legislador para formular algunas interrogantes que quedan flotando en el aire. Para la psicología el sentimiento se desencadena como consecuencia o reacción a un estímulo.

Por este motivo, además de la primera pregunta sobre si realmente lo senadores de Cambiemos de la provincia se sientes espiados, sería necesario indagar en cuáles son los estímulos que motivan que Costa se sienta escuchado y fotografiado, como dijo.

Dándole curso a este razonamiento, surge una inquietud filosa. Por qué motivo si el jefe de la bancada amarilla se “siente” espiado, y cree que “todos los argentinos” están en la misma situación, no lo denunció formalmente y utilizó las herramientas legislativas a su alcance para aclararlo.

Y otra incógnita aún más incisiva: acaso la anuencia de Costa podría residir en el miedo de que algún dato incómodo o comprometedor salga a la luz. En ese caso, se trataría de un sistema corrupto investigando a funcionarios que tienen demasiadas cosas que esconder.

Como queda expuesto las aclaraciones del senador oscurecen aún más la temeraria conspiración que investiga el juez de Dolores Alejo Ramos Padilla y podría tener como objetivo de espionaje a la Gobernadora, integrantes del Gabinete provincial y a opositores como el intendente de Ensenada Mario Secco.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS