jueves 23 de enero de 2020 - Edición Nº807
Diputados Bonaerenses » Provincia » 3 jun 2019

Crisis laboral

En Zanella siguen los despidos por goteo y advierten que “la situación no da para más”

La planta de Mar del Plata llegó a tener 70 empleados de los cuales quedan 30 en actividad. Cesantearon a dos trabajadores los últimos días.


La provincia de Buenos Aires sigue acumulando trabajadores despedidos en todas las ramas de la economía. Tal es el caso de la planta industrial de Zanella Mar del Plata donde sólo quedan en actividad 30 trabajadores de los 70 que trabajaban en la empresa en sus inicios.

La firma productora de motos viene llevando adelante un plan de despidos por goteo, por lo que el mes pasado le tocó a dos trabajadores perder sus puestos. Desde la cúpula de la empresa habían llegado a un acuerdo con la UOM para congelar los despidos, pero el plazo se cumplió.

Ellos nos manifiestan desde hace siete meses que la situación es cada vez peor, que no aguantan más y que hacen un esfuerzo enorme para mantener las puertas abiertas a la espera de que esto se revierta”, señaló el secretario general de la UOM, José Luis Rocha.

Estas cesantías en la localidad balnearia no son casuales, desde el inicio del gobierno de Mauricio Macri en 2015, 140 mil trabajadores de la rama industrial quedaron en la calle y sólo en el último año fueron 70 mil los despedidos en Argentina según los índices de CIFRA.

El nivel de producción es ínfimo pero la incertidumbre es enorme: los trabajadores no saben si van a seguir en sus puestos al día siguiente, es terrible. La situación no se revierte porque no se venden motos de ninguna marca. Está todo parado”, señaló el gremialista.

La crisis que atraviesa Zanella es un reflejo de la recesión que está sufriendo el sector en la provincia desde fines del 2017. Hace un mes, el Secretario General de la UOM, Antonio Caló, se refirió a esto desde Mar Del Plata como una “difícil situación que está viviendo el país ante la falta de empleo y la caída del salario”.

De este modo, se agrava la situación laboral ante los crecientes despidos y la paralización de la producción. Desde la UOM entienden el contexto como preocupante “porque por mucha buena intención que tenga la empresa, si esta situación económica no cambia, será difícil que vendan”.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS