viernes 05 de junio de 2020 - Edición Nº941
Diputados Bonaerenses » Municipios » 5 ago 2019

Elecciones 2019

Si hay pobreza, que no se note: Arroyo quiere gastar seis millones en enrejar el municipio

La ciudad encabeza los índices de desocupación y son más de 87 mil los vecinos sin empleo. Este año fueron varias las protestas que llegaron hasta el edificio de Hipólito Yrigoyen.


El intendente de Mar del Plata Carlos Arroyo insiste con el llamado a licitación para enrejar el palacio municipal y aliviar las incesantes protestas que llegan hasta el edificio de Hipólito Yrigoyen por la falta de empleo en la comuna.  

Las intenciones del alcalde no son nuevas en la ciudad balnearia. El año pasado el Ejecutivo había lanzado una licitación cercana a los $4.500.000 y en estos días la oferta ascendió a los $6.430.000. 

Sin dudas, las manifestaciones sociales, los cortes y ollas populares, además de las cuentas rojo, fueron la piedra en el zapato de la gestión del ex Cambiemos que busca la reelección.  

En sus primeros días en el poder, Arroyo había prometido una municipalidad de puertas abiertas. Sin embargo, esa premisa duró poco y en los primeros meses la puerta principal permaneció prácticamente cerrada.

Al poco tiempo, además, instaló un control policial en el acceso, lo cual generó una fuerte polémica. Ahora, más allá de colocar rejas, también está en marcha la licitación para montar un control de acceso en el hall del palacio.

Sucede que, durante más de un mes - a principios de este año - 800 trabajadores de cinco cooperativas cortaron la avenida Luro entre La Rioja e Yrigoyen y realizaron un acampe para solicitar trabajo.

Con idas y vueltas por promesas incumplidas los trabajadores volvieron a manifestarse a lo largo del año y en estos últimos días montaron gazebos frente a la Catedral para visibilizar la falta de respuestas.  

En la última protesta, la enorme cantidad de gente hizo que se centrara mucho en las complicaciones del tránsito y no en lo que está pasando con las cooperativas y en los barrios: no tienen trabajo ni posibilidades de llevar un plato de comida a su casa”, aseguró Rodrigo Hernández de Barrios de Pie.

Por esto, las intenciones del alcalde son bloquear las posibilidades de que estas organizaciones sociales puedan llegar hasta el palacio municipal a manifestar la situación que los atraviesa diariamente.  

Según establece el pliego, las rejas se realizarán con barrotes y columnas de hierro, empotradas de forma fija en el piso, salvo en los sectores de acceso donde se realizarán portones corredizos, donde se colocará una rampa para personas con capacidad.

Cabe destacar, que la ciudad balnearia encabeza los índices de desocupación en la provincia. Los últimos datos arrojados por el INDEC evidenciaron que ya son más 87 mil vecinos sin empleo en La Feliz.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS