miércoles, julio 6, 2022

Prohibirán las reuniones sociales en todo el país por aumento de contagios

Este lunes el presidente Alberto Fernández firmará el decreto que cancelará los encuentros hasta el 16 de agosto.

Categorías:

Las reuniones sociales quedarán prohibidas durante los próximos 15 días en todo el país en el marco de la nueva etapa de la cuarentena, como consecuencia del aumento de casos de coronavirus (Covid-19).

La cancelación de los encuentros estará contemplada en un decreto de necesidad y urgencia (DNU) que firmará mañana el presidente Alberto Fernández, al comenzar una nueva etapa del confinamiento.

- Publicidad -

Así fue confirmado este domingo por la secretaria de Acceso a la Salud de la Nación, Carla Vizzotti, durante el reporte matutino que emiten todos los días las autoridades sanitarias.

"En el DNU de mañana, en esta nueva normativa y por estos 15 días, hasta el 16 de agosto, se van a suspender las reuniones sociales en todo el territorio nacional", remarcó Vizzotti.

Este lunes comenzará a regir ora tapa del aislamiento social, preventivo y obligatorio (Aspo) hasta el 16 de este mes, que para el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), significará seguir en la fase 3.

Vizzotti apoyó la decisión del gobierno en el hecho de que se observó un aumento "importante" de casos de Covid-19 en las provincias que pasaron del Aspo al Dispo (distanciamiento social preventivo y obligatorio).

- Publicidad -

La funcionaria explicó que la medida apunta a que "se puedan controlar" los lugares donde se producen los "brotes" y para que no se "minimice la posibilidad" de que eso también ocurra en los lugares sin contagios.

"El riesgo aumenta en las reuniones sociales, tanto en los lugares donde está autorizado hacerlas, como donde no está autorizado y se realizan igual", apuntó Vizzotti esta mañana.

El pedido era que en esas circunstancias suelen distenderse los cuidados, como el uso de tapabocas, el lavado de manos, mantener los ambientes ventilados o los 2 metros de distancia.

El DNU es también el correlato del mensaje del Presidente del viernes pasado, en el que había advertido que quienes incurrieran en la violación del aislamiento estricto en las casas deberán enfrentar consecuencias penales por "favorecer la transmisión de una enfermedad".

La Ciudad de Buenos Aires y la provincia habían retornado el 18 de julio último a la fase 3 de la cuarentena, con un esquema de apertura escalonada de actividades en los dos distritos y restricciones en la circulación.

Sin embargo, Fernández, al renovar por novena vez la cuarentena, anunció el viernes último que la medida continuaría sin flexibilizaciones hasta el 16 de agosto debido al aumento de contagios y de la tasa de mortalidad en el AMBA.

Además, el jefe de Estado sostuvo que en otros lugares del país, como Córdoba, Mendoza, Jujuy, Chaco y sur de Santa Fe, crecieron los casos de Covid-19, producto de la irradiación de la circulación del virus.

Fernández fundamentó la continuidad del aislamiento en las mismas condiciones que en los últimos 15 días en el AMBA, al señalar que cada 24 días se duplicó la cantidad de fallecimientos, con un promedio actual de 80 casos diarios de muertes por coronavirus.

Como parte de las acciones para mitigar la pandemia, el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, acordaron "hacer más frecuentes" los encuentros para agudizar el seguimiento de la situación epidemiológica.

La provincia de Buenos Aires seguirá "con el mismo grado de apertura cuidada, con protocolos", explicó el gobernador.

Kicillof dijo que así lo había resuelto con los intendentes del AMBA y, como contrapartida, destacó que el interior de la provincia continúa "con el sistema de 5 fases", en el cual hay "casi 100 municipios en una situación con muy baja circulación y con mucha apertura".

Más Leídas

Destacadas