jueves, diciembre 8, 2022

Rubinstein admitió que no es posible levantar el cepo al dólar

El viceministro de Economía, gabriel Rubinstein, indicó que el objetivo es bajar la inflación, conseguir un déficit fiscal cero y un tipo de cambio único.

Categorías:

El viceministro de Economía, Gabriel Rubinstein, se refirió a los desafíos que tendrá el Gobierno nacional para el cumplimiento de la meta fiscal para 2023 y advirtió que, si se intentara salir del cepo en forma inmediata y sin condiciones previas, el país iría hacia una crisis similar a la del  “Rodrigazo”.

En el marco del 14° Simposio del Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas (IAEF), que tuvo lugar en el Yatch Club de Puerto Madero de la CABA, Rubinstein sostuvo que la meta de déficit primario del 1,9% del PBI en 2023 “va a costar uno y la mitad del otro”. “Todos los días hay quejas del Gobierno, el Congreso y la oposición”, agregó.

- Publicidad -

En ese sentido, el viceministro de Economía indicó que el objetivo del Palacio de Hacienda es bajar la inflación, conseguir un déficit fiscal cero y un tipo de cambio único. Con relación a esto último, indicó que se necesita orden fiscal y reservas.

Eubinstein advirtió que, si se intentara salir del cepo en forma inmediata, el país iría hacia una crisis similar a la del  “Rodrigazo”.
Eubinstein advirtió que, si se intentara salir del cepo en forma inmediata, el país iría hacia una crisis similar a la del  “Rodrigazo”.

Se necesitarían USD 20.000 millones de reservas netas para que no nos tumben las noticias económicas.No se puede liberar el cepo o sí, pero con alto riesgo. Con mucho riesgo, no tendría mucho sentido”, opinó.

Entre los riesgos, el funcionario precisó que cualquier unificación va a tener un componente devaluatorio y que seguro el tipo de cambio y los salarios están retrasados. “Si devalúas y sale mal podés terminar en un Rodrigazo”.

Cabe destacar que,  la referencia es sobre la crisis iniciada en 1975 cuando Celestino Rodrigo era ministro de Economía. Este decidió una fuerte devaluación del peso, un aumento de tarifas de servicios públicos de más del 100%, y un tope a las negociaciones salariales, lo que derivó en un desabastecimiento en gran cantidad de productos esenciales.

- Publicidad -

En cuanto a la reducción del déficit fiscal con vistas a 2023, Rubinstein expresó que va a ser de cerca de un punto porque de 2,8% se pasará a 1,9% puesto que el 2,5% de este año no era tal ya que hubo una “triquiñuela contable”

En esa línea, el Viceministro de Massa reiteró la necesidad de avanzar en el orden macro, que implica lograr  por el orden fiscal, ir al superávit y unificar el mercado de cambios y puso como ejemplo los números económicos de la gestión de Roberto Lavagna cuando era Ministro de Néstor Kirchner.

“Teníamos 3% de superávit fiscal, 2% de superávit de cuenta corriente, 40 mil millones de reservas netas, 5% de inflación; tasa de Lebacs de 6% anual; no había controles de precios, no había problemas controles cambiarios, porque las regulaciones eran muy laxas”, graficó el funcionario.

Con relación a la revisión del tercer trimestre del FMI, cuya aprobación implicarían un desembolso de USD 5.800 millones, Rubinstein expresó que la cartera de Economía mantiene el diálogo con la meta de adelantar la revisión antes del receso del organismo, el próximo 10 de diciembre.

Más Leídas

Destacadas

Participá con tu comentario