sábado, octubre 23, 2021

Siete de cada diez adultos mayores vieron afectada su calidad de vida por la pandemia

Una encuesta realizada por la Cruz Roja Argentina indicó que también aumentó el consumo de tranquilizantes y ansiolíticos.

Categorías:

Una encuesta realizada por el Observatorio Humanitario de Cruz Roja Argentina precisó que el 70% de los adultos mayores vieron afectada su calidad de vida por la pandemia de covid-19.

En este sentido, siete de cada diez adultos mayores de 65 años perciben que la pandemia covid-19 representó un impacto negativo en sus vidas y que hay un índice de bienestar general intermedio bajo.

La investigación comprende una muestra de 1.787 casos, desplegados en 20 provincias del país, y forma parte de un programa integral a través del cual el Observatorio Humanitario busca detectar cuáles fueron los efectos de la pandemia en diversos grupos sociales.

"El estudio no nos sorprendió, pero nos permitió detectar algunas posibles áreas de acción", señaló Rodrigo Cuba, subsecretario de Desarrollo Humano de Cruz Roja Argentina.

Además, Cuba expresó que "existe una correlación entre el estado general de salud y el nivel socioeconómico, ya que el primero es evaluado de mejor manera entre los niveles medios y altos”.

En este sentido, el Subsecretario sostuvo que “tener hijos y vivir fuera del Área Metropolitana de Buenos Aires condicionan positivamente la salud de las personas encuestadas".

A partir de las respuestas obtenidas, el Observatorio elaboró un Índice de Bienestar de Adultos Mayores (IBAM), en función del nivel de satisfacción individual en cinco áreas clave de la vida cotidiana: Alimentación, Afecto y Cariño, Salud, Economía y Recreación.

 

 

En el caso argentino, el índice IBAM promedio resulta de 5,2 en una escala del 1 al 10 (donde el 1 representa el nivel más bajo de bienestar y el 10, el más alto) donde una de las áreas más alteradas es la recreación.

Este dato desciende a medida que aumenta la edad de los encuestados y es menor en regiones como el AMBA (4,9). En tanto, aumenta en la Patagonia (6,4) y mejora en el caso de las personas que tienen hijos (5,4) frente a las que no los tienen (4,6).

Además, mientras que un 72% de los encuestados solía encontrarse con amigos de manera presencial o virtual antes de la pandemia, este porcentaje bajó al 33% en la actualidad.

 

 

Por otro lado, un 44% de los adultos mayores de 65 años en pandemia realiza menos actividad física que antes y también cayó el porcentaje de los que hacen actividades artísticas (de un 30% a un 12% en la actualidad).

La irrupción de la pandemia de covid-19 generó además un mayor consumo de tranquilizantes, ansiolíticos y sedantes, donde la proporción subió de 28% a 37% en este sector.

“Un índice IBAM de 5.2 representa una posición intermedia baja y el estudio muestra con claridad que muchos de nuestros adultos mayores necesitan encontrar el modo de recuperar sus lazos sociales y sus salidas cotidianas en la medida de lo posible”, señaló Cuba.

Más Leídas

Destacadas