martes, julio 5, 2022

Diputadas radicales presentaron una denuncia penal por los vacunados vip en la provincia

Lo hicieron ante la UFI de San Nicolás, donde manifestaron que la campaña está a cargo de La Cámpora.

La diputada provincial de la UCR, Sandra Paris, y su par nacional, Karina Banfi, presentaron una denuncia penal ante la UFI de San Nicolás para que se investigue la vacunación irregular que se llevó a cabo en esa localidad.

“A partir de los medios de comunicación que informaron sobre la existencia de vacunatorios VIP, decidimos hacer esta denuncia penal donde pedimos a la Justicia que investigue estos casos y si es así, se avance por una administración fraudulenta de los fondos públicos porque esto conlleva un delito enmarcado en los artículos 248 y 249 del Código Penal y nos preocupa”, dijo Paris a Diputados Bonaerenses.

- Publicidad -

En efecto, luego del escándalo que desató la existencia de un vacunatorio exclusivo contra el Coronavirus avalado por el exministro de Salud, Ginés González García, las dudas se trasladaron a la Provincia de forma inmediata.

Desde la oposición señalaron que la organización de los operativos de vacunación en los distritos está a cargo de la organización kirchnerista La Cámpora, y que incluso se muestran con las pecheras identificadoras en los diferentes distritos.

“En San Nicolás cuando fuimos a presentar la denuncia, la fiscal pidió el allanamiento al hospital San Felipe como forma de garantizar las pruebas, actuó de manera rápida y eficaz para proteger cualquier documentación y prueba que pudieran servir como aporte a estas denuncias”, resaltó la legisladora.

En ese orden, desde las bancadas de Juntos por el Cambio tanto en la Cámara baja como en el Senado, presentaron pedidos de informes destinados al ministro de Salud, Daniel Gollan, para que el Ejecutivo dé cuenta de cómo se lleva adelante el plan de vacunación en los distritos y de qué manera fueron elegidas las personas para aplicarse la vacuna.

- Publicidad -

 

 

Venimos recorriendo la Provincia y verificamos que en los distritos quienes están a cargo del plan son militantes de La Cámpora y los espacios de vacunación no son centros de salud de los municipios, sino que se hace en otros lugares. El Gobierno hace una militancia política con la salud pública. Además no se convoca a enfermeras que realizan ese trabajo con frecuencia y hoy no se los convoca, se los desmerece”, afirmó Paris.

Para las diputadas radicales, un aspecto de gravedad es que se desconozca a las autoridades municipales por parte de la Provincia, ya que según sus reportes, en los distritos gobernados por Juntos por el Cambio no se convocó a los Intendentes ni funcionarios de Salud.

Los Intendentes no tienen injerencia, pasan por alto a las Secretarías de Salud del Municipio. Estuvimos en Pergamino, por ejemplo, donde hay 27 CAPS y nos manifestaban que nunca fueron convocados para la organización de este plan, eso pasa en General Arenales, Rojas, San Nicolás, todos distritos gobernados por JxC”, marcó.

 

 

En ese sentido, otro de los pedidos de la oposición desde la Legislatura bonaerense fue la creación de un registro público de las personas vacunadas, donde se pueda constatar que efectivamente formen parte de los grupos prioritarios para recibir la inoculación.

Hay un desconocimiento total por parte de las autoridades locales porque la información es reservada, no pasa por el municipio y no tienen forma de enterarse quiénes fueron vacunados porque los registros no son públicos”, lamentó la diputada.

En tanto, Banfi señaló que recibieron “la información de que había un vacunatorio vip y fuimos a denunciar, y las fiscales tenían la misma data, por eso ya habían avanzado con el allanamiento al hospital”.

“Lo que estamos atrás es de ver si había un plan sistemático de primero los nuestros y después el resto o son casos aislados. Vemos que tiene la misma modalidad en diferentes lugares, por lo que te abre otro nivel de juego y otro nivel de responsabilidad y rendición de cuentas”, añadió Banfi.

En medio del escándalo de los vacunados vip, también renunció Lisandro Bonelli, el ex jefe de gabinete de Ginés González García, sobrino del exministro, y diputado provincial en uso licencia.

En el caso de Bonelli trascendió que en San Nicolás también recibieron la vacuna Sputnik V los integrantes del “Grupo Regatas” y compañeros en la cartera sanitaria Martín Sabignoso, que estaba a cargo de la Secretaría de Equidad del Ministerio; Facundo Dinoto y Marcelo Guille, que oficiaba de secretario privado.

Desde que estalló el escándalo, en San Nicolás circula una lista de personas vacunadas sin respetar los criterios sanitarios. Figuran periodistas locales, sindicalistas y hasta concejales.

Más Leídas

Destacadas