viernes, julio 1, 2022

Fue a comprar droga con su novia, discutió con el tranza y terminó asesinado

El hombre de 36 años estaba con su pareja cuando el agresor bajó de un Renault Clío, forcejeó con él y le disparó en el abdomen.

Categorías:

Un hombre de 36 años fue asesinado de un balazo en el abdomen mientras en una plaza céntrica de la ciudad de Lomas del Millón, en el partido bonaerense La Matanza, esperaba junto a su novia a un vendedor de drogas.

Tal como informaron fuentes policiales, el homicidio ocurrió durante la tarde del domingo, cuando la víctima, identificada como Daniel Alejandro Fredes (36), estaba en la Plaza Bomberitos de la cuidad, junto a su pareja.

- Publicidad -

Según relató la propia novia de Fredes, ambos esperaban a un hombre apodado “el Negro”, con quien la víctima había pactado horas antes un encuentro para comprar estupefacientes.

En ese momento, la pareja notó que el Negro bajó de un Renault Clío color champagne, armado, y discutió con Fredes. En medio de la disputa, el agresor forcejeó con la víctima.

Un instante después, sonó el disparo del Negro en el abdomen de Fredes, que cayó en el suelo, justo cuando el atacante volvía a su auto y se escapaba. Por la herida, la novia del joven pidió ayuda y llamó al 911.

Al llegar al lugar, efectivos policiales de la Comisaría novena se encontraron con el joven herido y lo trasladaron al hospital de Haedo, donde fu intervenido quirúrgicamente, aunque falleció por la gravedad de la lesión.

- Publicidad -

Los voceros explicaron que la novia de Fredes relató lo sucedido a los oficiales y describió al asesino del joven, de 1,75 metros de altura, por lo que los investigadores intentan dar con el agresor en las próximas horas.

En esa línea, el fiscal Gastón Duplaa, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) especializada en Homicidios de La Matanza, caratuló al expediente como “homicidio”.

A la vez, el funcionario judicial ordenó el relevamiento de cámaras de seguridad de la zona para encontrar al delincuente y el vehículo en el cual se desplazaba en el momento en que asesinó a Fredes.

Vale destacar que, si bien en un primer momento los investigadores pensaron que se había tratado de un intento de robo, luego se orientaron sobre la hipótesis que apunta a que el homicidio está relacionado con un ajuste de cuentas.

Es que, al principio, la pareja de Fredes aseguró que el homicidio fue en el marco de un intento de robo, pero al declarar ante los investigadores, reconoció que la víctima se había comunicado en el trascurso de la tarde con una persona apodada “Negro”, para comprar estupefacientes.

Más Leídas

Destacadas