jueves, julio 7, 2022

Plan post pandemia: senadores provinciales ponen en agenda el impuesto a los ricos

Desde el bloque del Frente de Todos piensan en una “emergencia tributaria” que grave a los sectores con mayores más concentrados. En el radar también entra la reactivación económica, socia y productiva.

A cuatro meses de aislamiento obligatorio y en la previa de una nueva extensión, los y las legisladores bonaerenses buscan escapar a la agenda opositora con el crimen de Fabián Gutiérrez y los banderazos anticuarentena y trabajan en un paquete de proyectos post-pandemia.

En ese sentido, una de las abocadas en aportar al plan para la nueva normalidad y la reactivación económica es la senadora de La Matanza, María Reigada. “Tenemos que dar respuesta a muchas cuestiones como garantizar que cada familia tenga comida en la mesa porque es el primer derecho; evaluar el ingreso mínimo hasta que puedan acceder al empleo, también hay que reducir las alícuotas en algunos sectores, generar planes de pago, bonificaciones de Ingresos Brutos a los más afectados, para eso hay que pensar un plan de emergencia tributaria”, señaló Reigada a Diputados Bonaerenses.

- Publicidad -

 

 

El impuesto extraordinario a las grandes fortunas fue uno de los anuncios del Gobierno de Alberto Fernández, como la expropiación de la cerealera Vicentín,  que quedó frenado. En el Congreso el oficialismo estima que pueda reflotarse en las próximas semanas.

- Publicidad -

“Nos parece interesante que se pueda empezar a discutir el impuesto a las grandes fortunas y contar en la Provincia con un proyecto para que se grave a los sectores que comercializaron con mayor aceleración, como es el mercado del alimento. Se han presentado proyectos en la Legislatura, tenemos que discutir cómo acompañamos todo lo que hace el Ejecutivo y también estas propuestas para modificar los esquemas impositivos que alivien a los que fueron afectados mientras aporten aquellos que tienen una acumulación suficiente para afrontar esta situación”, marcó la senadora.

 

 

Según el análisis de la legisladora de la Tercera y referente sindical, la razón de este atraso en el tratamiento a nivel nacional tuvo que ver con la presión opositora y con las marchas anti cuarentena que hasta derivaron en ataques a periodistas a plena luz del día.

En Legislatura, el bloque de Juntos por el Cambio se muestra refractario y pide más información. Hasta ahora los unicos textos presentados son de Reigada y su compañaero de banca Francisco “Paco” Durañona, mientras que en Diputados el oficialismo anuncio que prepara un impuesto a los bancos privados pero no hubo novedades.  

 

 

“La oposición tiene una doble personalidad cuando hablamos de este tema porque dicen que es inviable pero ellos presentan proyectos que carecen de sustento real, hablan de una provincia inexistente, espero que empecemos a discutir con seriedad. Ahora ellos están apurando una ley que asegure el pago a los establecimientos privados cuando hay muchos que no lo necesitan, piensan que nos dejaron una provincia con superávit, que puede responder con facilidad y la verdad es que estamos lejos de eso. Hay que acompañar a los sectores castigados pero también hay sectores que acumularon y ganaron durante muchos años y que tienen la espalda suficiente para compensar estas deficiencias, esto es buscar una sociedad con mayor igualdad”, reforzó.

 

 

Por caso, desde la Provincia se destinaron recursos para fortalecer el sistema de salud, hubo medidas económicas de auxilio a las pymes, planes para sostener el trabajo y refuerzos de los programas sociales. Así también llegaron los ATP de Nación.

La discusión también llega en momentos donde Axel Kicillof espera que se trate el proyecto de endeudamiento por USD 500 de dólares y $28 mil millones y empuja la reestructuración de la deuda bajo legislación extranjera por u$s 7.148 millones.

 

 

“Lo más importante es entender que estas dificultades son a nivel mundial y tenemos que involucrarnos en el debate de un mundo que pide mayor integración social y analizar las formas de trabajo, ver cómo generar más fuentes laborales y atender al modelo impositivo, tenemos que apostar a fortalecer la agroecología y la agricultura familiar, un proceso que genera descentralización; hay que pensar a las ciudades del interior como contenedoras, que tengamos futuro en toda la Provincia, es una deuda para seguir generando políticas que ayuden a eso”, enfatizó.

 

Con mirada sindical

 

Reigada, referente de la Central de los Trabajadores Argentinos (CTA) y militante sindical docente del Suteba, tiene vasta experiencia en cuestiones que atañen a la educación, otro de los temas en agenda para el regreso a la vida regular luego de que pase la pandemia, tal vez a fin de año.

Así, la senadora manifestó que es imposible pensar en una vuelta a las aulas en la zona del Conurbano bonaerense, al menos hasta que se regularice la situación estructural de las cientos de escuelas. Por eso, señaló que la convocatoria a los gremios docentes no puede dejarse de lado al momento de formular los famosos protocolos.

 

 

“Estamos hablando de volver a la escuela pero para eso debe mejorarse la infraestructura escolar porque no se puede ingresar a lugares donde no hay ventilación, no hay agua, no hay garantías de bioseguridad. Hay que analizar cada lugar, todos los distritos tienen situaciones dispares, es imposible pensar volver a clases en el GBA. Hay que tener una mirada sanitaria pero también escuchar a los sindicatos para que los docentes digan en qué escuelas se pueden cumplir o no, porque una cosa es generar el protocolo desde un escritorio y otra cosa es ir a implementarlo en una escuela sin canillas”, remarcó.

En este punto, Reigada reconoció y valoró el trabajo de la directora General de Cultura y Educación, Agustina Vila, que en el lapso de esta semana comenzaría las reuniones con los sindicatos para evaluar la paritaria 2020, algo a lo que se comprometió luego de una reunión con ellos días atrás.

 

 

En otro orden, señaló como positivas la implementación de programas como el PIEDAS, la ayuda a los establecimientos privados por $340 millones y la supresión de los sumarios realizados a los directivos durante el gobierno de María Eugenia Vidal ante los paros docentes.

“Hay un trabajo grande de la Dirección General con el plan Escuelas a la Obra y se va a continuar desarrollando cuando se pueda volver a trabajar. Agustina Vila está resolviendo muchas cosas, además hay una fortaleza de la paritaria que es algo que no tuvimos en cuatro años, si se hacía era por presión de los sindicatos, incluso ya hay convocatoria a la mesa técnica salarial”, subrayó.

Más Leídas

Destacadas