sábado, mayo 21, 2022

La Plata: investigan al sacerdote acusado de abuso de menores en un colegio privado

La justicia investiga la denuncia de una joven contra un sacerdote que se desempeñó en una escuela la capital provincial. .

Categorías:

La fiscalía penal de La Plata se encuentra investigando el accionar de Raúl Anatoly Sidders, quien fue docente y sacerdote del Colegio San Vicente de Paúl y en mayo último fue trasladado a Misiones, donde aguarda ser nombrado capellán del Escuadrón XIII de Gendarmería Nacional en Puerto Iguazú.

La presentación ante la justicia, fue efectuada esta mañana por una joven de 27 años, quien denunció al cura por el delito de abuso sexual agravado, cometido contra ella cuando cursaba el nivel primario en ese establecimiento. La acusación recayó en la fiscalía de Álvaro Garganta.

- Publicidad -

Semanas atrás, la chica contó los hechos ocurrieron entre el 2004 y el 2007, cuando rondaba sus 11 y los 14 años. "A partir de los 11 años empezó a acosarme. En invierno, adelante de todos, me hacía poner mis manos en los bolsillos de su sotana porque decía que yo tenía las manos frías, y me hacía sentir su erección", relató. 

Detalló además, que el sacerdote durante la confesión, "me preguntaba si sabía masturbarme y como le decía que no, me explicó con sus dedos, sin tocarme, cómo tenía que hacer. Me sugirió que lo hiciera pensando en él y que en la próxima confesión le contara cómo me había sentido. 

El prontuario de Sidders es extenso y se remonta a las denuncias que recibió desde ATE y organizaciones mapuches, quienes pidieron su expulsión por autoritarismo e invasión de tierras, cuando fue capellán de Gendarmería en Neuquén durante el 2002.

Una vez llegado al colegio San Vicente de Paul y el Instituto de Educación Superior, el sacerdote se caracterizó por su comportamiento machista tratando de “loquitas y yeguas” a las mujeres que denunciaban violencia de género o manifestando que las mujeres eran “todos gatos”, mostrando, según los testimonios, preferencia en su trato por los varones. 

- Publicidad -

En ese sentido, según el relato otros ex alumnos varones a Prensa Obrera, el sacerdote era conocido como "Frasquito", porque los obligaba a masturbarse para guardarse su semen en frascos.

Más Leídas

Destacadas