sábado, febrero 4, 2023

Comienza el juicio contra los rugbiers acusados de matar a Fernando Báez Sosa

Los 8 rugbiers acusados por el crimen de Fernando Báez Sosa serán juzgados desde el próximo lunes en la ciudad bonaerense de Dolores.

Categorías:

Los 8 rugbiers acusados por el crimen de Fernando Báez Sosa, el joven de 18 años asesinado a golpes en enero de 2020 a la salida de un boliche en la localidad balnearia de Villa Gesell, serán juzgados desde el próximo lunes en la ciudad bonaerense de Dolores.

Cabe destacar que, el juicio a los rugbiers acusados de asesinar a Fernando Báez Sosa se desarrollará en plena feria judicial, incluirá cerca de 150 testigos y contará con la presencia de los imputados a lo largo de cada una de las audiencias.

- Publicidad -

A casi tres años del homicidio de Fernándo Báez Sosa, los rugbiers Máximo Thomsen, Enzo Comelli, Matías Benicelli, Blas Cinalli, Ayrton Viollaz y Luciano, Ciro y Lucas Pertossi enfrentarán el juicio oral ante el Tribunal en lo Criminal 1 de Dolores, imputados por el delito de “homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado“.

Los jóvenes rugbiers, que cumplen prisión preventiva en la Alcaldía 3 del penal bonaerense de Melchor Romero, están acusados de haber asesinado a Fernando Báez Sosa la madrugada del 18 de enero de 2020, en plena temporada de verano, a la salida del boliche “Le Brique“.

Además, los rugbiers serán juzgados también por las lesiones sufridas por cinco amigos de Fernando Báez Sosa al momento del ataque. El juicio, se desarrollará en el Palacio de Tribunales de Dolores, en la sala de audiencias de la Cámara de Apelaciones.

En detalle, las audiencias del juicio a los rugbiers se desarrollarán desde las 9 horas a lo largo de 22 jornadas, aunque el cronograma podría modificarse a partir del número final de testigos que declaren, sobre una lista original de 177, algunos de los cuales ya fueron desistidos por las partes.

- Publicidad -

El tribunal de Dolores que juzgará a los rugbiers acusados de asesinar a Fernando Báez Sosa, estará integrado por los jueces María Claudia Castro, Christian Rabaia y Emiliano Lázzari, mientras que los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García intervendrán por parte del Ministerio Público.

A su vez, los abogados Fernando Burlando y Fabián Améndola encabezarán la representación de los padres de Fernando Báez Sosa en calidad de particular damnificado, mientras que la defensa de los imputados estará a cargo de Hugo Tomei.

En ese sentido, fuentes judiciales indicaron que en la sala donde se realizará el juicio por el asesinato de Fernando Báez Sosa podrán estar presentes dos familiares por cada uno de los acusados, aunque algunos de ellos no podrán presenciar las audiencias desde el primer día porque declararán como testigos en las jornadas finales.

Además, los rugbiers imputados serán trasladados antes del inicio del juicio a la Penitenciaría 6 de Dolores, donde estuvieron detenidos entre el 29 de enero y el 13 de marzo de 2020, y según fuentes cercanas a la defensa, seguirán de manera presencial cada audiencia.

En la jornada inicial del juicio a los rugbiers, presentarán su acusación los fiscales y la querella, mientras que luego planteará sus lineamientos Tomei, defensor particular desde el comienzo de la causa. Finalizadas las intervenciones de las partes, declararán como testigos en la primera jornada únicamente los padres de Fernando Báez Sosa.

A partir del martes 3, están previstas otras 12 jornadas con entre 11 y 22 testimonios, algunos de los cuales podrían realizarse de manera telemática y otros seguramente serán desistidos a medida que avancen las declaraciones.

Ese día, será una de las jornadas con testimonios más relevantes, ya que declarará en primer término la novia del joven asesinado, Julieta Rossi, que se encontraba dentro del boliche en la madrugada del crimen, y también una decena de amigos que veraneaban con Fernando Báez Sosa.

Por último, la semana inicial de testimonios cerrará con las declaraciones de la primera testigo que advirtió la huida de los rugbiers del lugar del crimen, la dueña de la casa en la que ellos pasaban sus vacaciones y donde fueron detenidos en la mañana del 18 de enero, además de una decena de policías que intervinieron en la causa.

Más Leídas

Destacadas

Participá con tu comentario