domingo, julio 21, 2024

En medio de la interna entre Macri y Bullrich, Ritondo da un paso clave para ser presidente del PRO bonaerense

Ritondo acelera las negociaciones para presentar la lista para presidir el PRO bonaerense y cumplir con el pedido de Macri de correr a Bullrich.

Categorías:

En medio de la fuerte interna que atraviesan Mauricio Macri y Patricia Bullrich, el jefe de la bancada del PRO de la Cámara de Diputados nacional, Cristian Ritondo comenzó a acelerar las negociaciones políticas por el cierre de listas para designar las nuevas autoridades del partido fundado por el ex presidente en la provincia de Buenos Aires

Es que, con el pleno aval de Mauricio Macri, Ritondo busca convertirse en el nuevo presidente del PRO bonaerense con una jugada que se ejecutó para correr del control político de ese sello a Patricia Bullrich, luego de que la ahora titular del Ministerio de Seguridad rompiera el bloque amarillo de la Legislatura bonaerense para unirse con La Libertad Avanza.

- Publicidad -

Es preciso mencionar que, el plazo máximo para presentar la lista para presidir el PRO bonaerense es este martes a la medianoche. Por eso, Ritondo deberá ir ante el juzgado con competencia electoral de la provincia de Buenos Aires, a cargo de Alejo Ramos Padilla, con la lista que, hasta esta mañana, sigue sin definiciones. 

En tanto, el PRO bonaerense debe renovar a su presidente, vicepresidente, secretario general, integrantes del Consejo Directivo y vocales. Ritondo será el único candidato a conducir el partido, y su postulación surgió luego de un acuerdo con un grupo de intendentes de la provincia de Buenos Aires y el respaldo del propio Macri, que inició las conversaciones con el diputado a finales de 2023.

Cabe recordar que, la presidenta del PRO bonaerense era Daniela Reich, una legisladora de la provincia de Buenos Aires alineada con el bullirchismo, al igual que su esposo, el flamante intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela. Además, Reich llegó a la presidencia del partido cuando Jorge Macri renunció a ese cargo, en el marco de su campaña para Jefe de Gobierno porteño. 

Si bien la dirigente de la Primera Sección electoral tenía mandato por dos años más, Ritondo y el macrismo forzaron la renuncia de la mayoría de los miembros del Consejo Directivo partidario para generar una acefalía. Esa situación obligó a Reich a llamar nuevamente a elecciones para renovar autoridades dentro del PRO bonaerense.

- Publicidad -

Esa movida se dio en el marco de las diferencias entre Macri y Bullrich. Ambos se distanciaron desde que Javier Milei asumió la Presidencia de la Nación. La Ministra de Seguridad adoptó una postura de alineamiento con La Libertad Avanza, y los legisladores y dirigentes de su equipo actúan hoy como oficialismo. Es un posicionamiento que, en principio, incomoda al ex Presidente.

Según sus propias palabras, Macri pretende que el PRO a nivel nacional y regional conserve autonomía. Si bien, busca que a Milei le vaya bien en Casa Rosada, y moviliza a los legisladores de su partido para respaldar al Gobierno, tiene diferencias en algunos asuntos de gestión y ha manifestado matices ante el Presidente.

Este marco desató una interna que dividió al partido en dos. Desde principio de año, tanto el macrismo y como el bullrichismo se tiran dardos cruzados que azuzan la tensión. El último episodio tuvo lugar este fin de semana, cuando la ministra de Seguridad echó a Vicente Ventura Barrerio, que se desempeñaba como el segundo del Ministerio y era un ex funcionario de plena confianza de Ritondo.

Bullrich explicó que corrió a Ventura Barreiro porque el funcionario “intentó”, presuntamente, “interferir en un proceso licitatorio de servicios de comida para el Servicio Penitenciario Federal (SPF)”. “Es una cuestión política, sólo eso”, deslizó un dirigente cercano a Ritondo que conoce al ex vice ministro de Bullrich

En paralelo a las declaraciones de Bullrich, en la mesa política del ex Presidente no confían en nadie. Están convencidos de que la salida de Ventura Barreiro del Ministerio de Seguridad fue una reacción de Bullrich para cobrarse la jugada que hicieron Ritondo-Macri para quedarse con el control del PRO bonaerense, aunque el bullrichismo lo niega rotundamente.

Sin embargo, lo que sí sostiene la mesa política de la Ministra de Seguridad es que no avalarán la elección de Ritondo. Desde su lugar, Bullrich adelantó que desconocerá la legitimidad de esa designación. Con esa impronta, ni siquiera pujará para negociar lugares de poder en la lista con las nuevas autoridades. “Que se queden con una cáscara vacía. Negociar sería reconocer una jugada espuria”, explicó un operador ligado a la funcionaria.

De no mediar inconvenientes, Ritondo se convertirá formalmente en el presidente del PRO bonaerense en los próximos días. Bullrich, mientras tanto, trabaja en construir su propia “organización” y se mueve rápidamente a la par de los armadores de La Libertad Avanza en la provincia de Buenos Aires para promover una fusión con el partido amarillo.

Más Leídas

Destacadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí