sábado, diciembre 4, 2021

Médicos del Fiorito denuncian que llegan “escasos insumos y de calidad deficiente”

Así lo hicieron saber desde CICOP, quienes también que reclaman que los convoquen al Comité de Crisis local, un compromiso que asumió la Provincia.

Categorías:

 

La Asociación de Profesionales de la salud de la provincia de Buenos Aires (CICOP) reclamó que sea remediado el problema de escasez de insumos y elementos de protección para enfrentar la pandemia de coronavirus (Covid – 19) en el Hospital Fiorito de Avellaneda.

- Publicidad -

En ese sentido, el sindicato que nuclea a los médicos de los 77 hospitales bonaerenses subrayó por medio de un comunicado que los mismos “son indispensables para disminuir al máximo las posibilidades de infección en el ámbito hospitalario”.

“Nuestro Hospital se encuentra cursando momentos de mucha angustia porque no tenemos suficientes recursos para prevenir el contagio, además recibimos escasos insumos de protección personal y de calidad deficiente”, agregó CICOP.

En rigor, la situación que atraviesa el hospital de Avellaneda, se refleja en la crítica realidad que atraviesa el sistema sanitario en general. En este sentido, el Covid-19 sólo puso en agenda la vulnerabilidad y falta de recursos económicos como humanos que  atraviesan los hospitales hace décadas.

Asimismo, a medida que sigue creciendo la tasa de contagios de coronavirus, desde CICOP señalaron que “la escasez de materiales, que viene siendo continua desde hace ya varios años, se comienza a notar”.

- Publicidad -

No obstante, en medio de la crisis sanitaria, los profesionales médicos vienen advirtiendo sobre la falta de insumos. De hecho, se confirmó que algunos centros de salud de la provincia parte del personal fue contagiado por la falta de elementos de protección.

Ese ese el caso del Hospital Gutiérrez de La Plata que registró 10 casos positivos entre los trabajadores, representando una cifra importante de los 50 casos confirmados hasta el momento en la ciudad capital.

Asimismo, los trabajadores del Hospital Fiorito reconocieron que entre ellos también registraron casos positivos de Covid–19, con lo cual varias áreas del nosocomio debieron cerrar y una parte importante del personal recibió una licencia de prevención.

“Los equipos de protección son indispensables para disminuir al máximo las posibilidades de infección en el ámbito hospitalario y que ningún trabajador puede ser obligado a cumplir tareas asistenciales si no están dadas las condiciones de bioseguridad adecuadas”, explicaron los médicos.

En base al Comité de Crisis local, espacio que se creó en el Hospital para abordar la pandemia, CICOP consideró que “los gremios de la Ley 10.430 deben ser incluidos para poder llegar a mejores consensos posibles y alcanzar normativas y protocolos que tengan la mayor aceptación”.

Ante este panorama crítico, desde el hospital de Avellaneda creen que unir los esfuerzos es imprescindible en este momento, de modo que esperan que el Comité de Crisis del centro de salud adopte rápidamente la utilización del barbijo obligatorio para el personal, aprobado anteriormente.

Más Leídas

Destacadas