martes, mayo 17, 2022

Tribunal de Cuentas bonaerense: para qué sirve, cómo se integra y por qué es importante

El peronismo y la oposición habrían llegado a un acuerdo para designar a Federico Thea al frente del Tribunal de Cuentas bonaerense. Es un trámite que el Senado postergó en diciembre pasado. ¿Para qué sirve el organismo y por qué es importante?

(*) Por Juan Manuel Negri

Como explicó en detalle Diputados Bonaerenses, los negociadores del gobernador Axel Kicillof y de la oposición de Juntos llegaron a un acuerdo para avanzar en la designación de Federico Thea al frente del estratégico Tribunal de Cuentas bonaerense, mediante una estrategia legislativa que implicaría un tijeretazo a la ley orgánica del organismo, para compartir el poder de influencia sobre cuestiones administrativas y presupuestarias.

- Publicidad -

Si todo marcha de acuerdo a lo previsto, habría una sesión del Senado en las próximas semanas. Si bien las últimas horas se habló del jueves 28 de abril como fecha tentativa, esa posibilidad pareció enfriarse un poco y quedaría para las semanas entrantes.  “No hay ninguna señal desde el Ejecutivo”, mencionó una alta fuente de uno de los bloques del Frente de Todos de la Legislatura bonaerense. Pese a los movimientos de plazos, en las huestes opositoras dan por descontado que el acuerdo prosperará.

Pero, ¿para qué sirve el Tribunal de Cuentas bonaerense? ¿Por qué se configura como un organismo de extrema sensibilidad para los 135 intendentes de la provincia de Buenos Aires? y ¿Por qué motivo Kicillof está dispuesto a ceder posiciones dentro del cuerpo para ubicar en ese cargo a una persona de extrema confianza? Se tratan de preguntas obligadas para entender la importancia del trámite parlamentario que ungirá a Thea como titular, con poder recortado, del cuerpo.

Tribunal de cuentas bonaerense: para qué sirve y cómo nació

El Tribunal de Cuentas bonaerense es un organismo de control administrativo con funciones jurisdiccionales, que tiene definidas sus importantes atribuciones conforme a lo dictado en la Constitución de la provincia de Buenos Aires y la ley orgánica que sufrirá un tijeretazo por parte de los senadores en los próximos días. Dicho llanamente se trata del cuerpo encargado de auditar las cuentas públicas, tanto de la administración provincial, como de las municipales, y, eventualmente, avanzar en sanciones en caso de irregularidades en el manejo de fondos.  

Los orígenes del Tribunal de Cuentas bonaerense se remontan literalmente a la época de la colonia y a la etapa de conformación del Estado nacional. Por aquellos tiempos, las funciones que en la actualidad tiene el Tribunal de Cuentas eran ejercidas por distintos organismos como la Contaduría Mayor, por la Junta Superior de Real Hacienda, por comisiones parlamentarias, y por oficinas de contabilidad, entre muchas otras.

- Publicidad -

Posteriormente, en 1889 la Constitución provincial sancionada ese año ordenó por ley la creación de un Tribunal de Cuentas bonaerensecon poder para aprobar o desaprobar la percepción e inversión de caudales públicos”. Así, dando cumplimiento al mandato constitucional, el 6 de febrero de 1891 se constituye el Tribunal de Cuentas de la provincia de Buenos Aires con el formato que hoy funciona.

Tribunal de Cuentas: por qué preocupa a los intendentes

El Tribunal de Cuentas bonaerense es un órgano de control que genera una particular sensibilidad entre los 135 intendentes de la provincia de Buenos Aires. ¿El motivo? Por ley y manda constitucional, tiene las atribuciones de auditar las arcas públicas de los municipios. Justamente, este punto explica la resistencia de propios y extraños en la designación de Thea.

El Tribunal de Cuentas bonaerense debe“examinar las cuentas de percepción e inversión de las rentas públicas, tanto provinciales como municipales, aprobarlas o desaprobarlas” y, eventualmente, “inspeccionar las oficinas que administren fondos públicos y tomar las medidas necesarias para prevenir cualquier irregularidad”.

El Tribunal de Cuentas es un ambito partiularmente sensible para los intendentes.
El Tribunal de Cuentas es un ambito partiularmente sensible para los intendentes.

Pero además el Tribunal de Cuentas bonaerense tiene prerrogativas para revisar con lupa libros contables, inventarios de bienes y valores, documentaciones y convenios rubricados por los intendentes bonaerenses y por la administración central de la provincia de Buenos Aires, además de efectuar arqueos de caja y comprobaciones sumarias de “hechos delictuosos cometidos en la inversión de los fondos públicos”.

En simultáneo, el Tribunal de Cuentas bonaerense posee la facultad de aplicar sanciones para los jefes comunales “rebeldes” que obstruyan, desobedezcan o bloqueen resoluciones. El organismo puede realizar, en el mejor de los casos llamados de atención, al tiempo de amonestar, imponer cargos pecuniarios, multar y hasta inhabilitar por cinco años de funcionarios provinciales o municipales.

Tribunal de cuentas bonaerense: cómo está conformado

En la pirámide del organigrama del Tribunal de Cuentas bonaerense se ubica el presidente y cuatro vocales, a saber de administración central, de reparticiones autárquicas y entes especiales, de municipalidades A y de municipalidades B. Se tratan de los cinco cargos que tienen poder de firma. Por debajo, se ubican otros once funcionarios entre secretarios y relatores, en su mayoría contadores públicos.

El organigrama del Tribunal de Cuentas bonaerense.
El organigrama del Tribunal de Cuentas bonaerense.

Actualmente, la composición de las cuatro vocalías refleja la injerencia de los intendentes en ese organismo:

  • Vocal de Administración Central:de María Eugenia Vidal, Gustavo Diez.
  • Vocal de reparticiones autárquicas y entes especiales: del intendente PRO, Néstor Grindetti, Ariel Pietronave.
  • Vocal de municipalidades A: de Martín Insaurralde, Juan Pablo Paredo.
  • Vocal de municipalidades B: de Sergio Massa, Daniel Chillo.

Más sobre el Tribunal de Cuentas bonaerense

Enterate los detalles del acuerdo para ungir a Thea en esta nota.

Repasa el perfil y trayectoria de Federico Thea en esta nota.

(*) El autor es director del diario digital Diputados Bonaerenses.

Más Leídas

Destacadas

Participá con tu comentario