sábado 17 de abril de 2021 - Edición Nº1257
Diputados Bonaerenses » Provincia » 14 sep 2020

En primera línea

La familia de Silvio celebró la aprobación de su ley: “Su muerte no fue en vano”

Establece la protección del personal de salud y fue nombrada en homenaje al primer enfermero que perdió la vida por el Coronavirus.


En la noche del jueves, los y las senadores bonaerenses dejaron de lado la grieta por un momento y sancionaron la adhesión a la ley nacional 27.548, la Ley Silvio, que establece la creación del Programa de Protección al Personal de la Salud ante la pandemia de coronavirus.

Esta ley se denominó así en homenaje a Silvio Cufré, un enfermero de San Vicente que trabajaba en una clínica de Brandsen y fue el primer trabajador de la salud que falleció por causa del coronavirus en la provincia y en el país.

Estamos contentos por esta ley, para que la muerte de él no haya sido en vano. Se pudo haber evitado, pero ya no tiene sentido hablar en pasado, si a partir de su partida se puede proteger a sus compañeros, es algo bueno”, dijo Silvia, cuñada del enfermero, en diálogo con Diputados Bonaerenses.

La ley, que a nivel provincial tuvo el impulso de Micaela Morán, María Laura Ramirez, Carolina Píparo, Carolina Barros Schelotto, Diego Rovella, Guillermo Bardón, María Alejandra Lordén y Débora Galán, alcanza a todo el personal médico, de enfermería, de dirección y administración, logístico, de limpieza, gastronómico, ambulancieros y demás, que presten servicios en establecimientos de salud.

De Silvio destacamos su vocación, su responsabilidad y entrega, amaba su laburo. La persona que elige la enfermería es porque ama la profesión, no es como en otros trabajos donde se reniega, ellos lo hacen porque lo sienten y Silvio era uno de ellos”, recordó Silvia.

Luego de que se conoció que el enfermero había sido alcanzado por el virus y su posterior fallecimiento, su esposa María José y los seis hijos del matrimonio pasaron momentos de terror.

Es que además del sufrimiento por la partida del hombre, llegaron amenazas e insultos a su casa acusándolo de haber llevado la enfermedad al barrio. Incluso, desde un auto amenazaron con prenderles fuego la casa, lo que derivó en la necesidad de protección policial en el lugar.

 

 

Mis sobrinos se contagiaron, se recuperaron y fueron los primeros en ir a donar plasma, todos los médicos del lugar les valoraron la actitud. Nosotros no vamos a vivir de los rencores, que Dios los acompañe, no vamos a juzgar a nadie después de todo lo que nos juzgaron a nosotros”, señaló la mujer.

La iniciativa, que aún no fue reglamentada a nivel nacional y espera de la firma del presidente Alberto Fernández, apunta a distribuir los recursos necesarios para la prevención del contagio de coronavirus entre el personal de salud.

Cabe recordar que, desde el inicio de la pandemia y según los datos relevados por CICOP a partir de los datos del Ministerio de Salud, en la Provincia hay unos 16.000 trabajadores de la Salud infectados, de los cuales 5.200 corresponden a los hospitales públicos provinciales. A ello, se agrega el lamentable saldo de al menos 75 fallecidos.

“Desde que empezó la cuarentena estuvieron aislados, a Silvio lo internaron el 9 de abril y fue el último día que lo vieron. Después no querían salir a la calle, les dio como una fobia, estuvieron como un mes para salir de la casa, les afectó muchísimo. Después de cuatro meses volvió a abrir el cementerio y pudieron ir, fue muy fuerte”, recordó Silvia.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS